La dirección de RRHH y la gestión del rendimiento

Una de las áreas clave en la gestión de recursos humanos es el desarrollo de un sistema de gestión del rendimiento mediante el cual medir la contribución individual de los integrantes de un equipo de empleados a los resultados de la compañía. Las medidas generadas se utilizan para crear un sistema de compensación que potencie la motivación y reconocimiento del empleado, cosa que a su vez es clave para que la meritocracia rija el desarrollo de la carrera profesional de los recursos humanos de la organización.

En una charla dirigida a los estudiantes del Master of Science in International Business realizado conjuntamente por ESCI-UPF y por la UPF Barcelona School of Management, Rossella Truant, Compensation and Benefits Manager Southern Europe de General Electric  (Responsable de Integración para el negocio de Energías Renovables del grupo General Electric) ha explicado la transformación que el sistema de gestión del rendimiento ha experimentado en la compañía en las últimas tres décadas.

General Electric ha sido una empresa pionera en la adopción de un sistema de gestión del rendimiento. Desde el primer sistema de gestión de empleados propulsado por el entonces director general de General Electric Jack Welsh, la empresa ha buscado ir más allá de la valoración de sus empleados por su mera productividad y ha incorporado en la valoración el respeto de los valores de la empresa.

Entre otras tendencias, se ha pasado de fijar objetivos y metas a hablar de prioridades cambiantes, de consecuciones a contribuciones, de retroacción a entendimiento y prospección. A la vez, se ha buscado la simplificación y facilitación del flujo de información entre los empleados y los gerentes, haciendo uso de las TIC para conseguir mayor transparencia y una comunicación constante dentro de la organización.

.