Jóvenes emprendedores

¿Cómo empezó todo?

Evolution Dreams Studio nació como idea en mayo del año pasado de la mano de los que ahora mismo somos socios fundadores. Los dos somos unos apasionados del mundo de los videojuegos y es algo que nos ha marcado, en parte, el camino profesional que hemos ido siguiendo.

Antes de que surgiera la idea, habíamos coqueteado con varios proyectos amateur y teníamos algunas buenas ideas. Pero la chispa que activó todo está muy relacionada con el momento. En mayo de 2008 se dieron una serie de circunstancias que nos animaron a plantearnos la creación de un estudio. Uno de los socios estaba acabando el máster de videojuegos y conocía a las personas adecuadas para involucrar en el proyecto. El otro socio se había formado en materia de creación de empresas, gestión de proyectos? y era cuestión de tiempo plantear de forma seria el proyecto y hacer una apuesta valiente.

¿Por qué la decisión de montar una empresa frente a la posibilidad de entrar en un estudio ya consolidado?

Esta es fácil. La verdad es que la idea de montar una empresa sobrevolaba nuestras cabezas desde hacía tiempo, por eso lo de la formación. Queríamos tener libertad para trabajar en nuestros proyectos, elegir a nuestros compañeros, experimentar con tecnologías e ideas? en definitiva, no depender de terceros y poder disfrutar de la aventura que es meterse en una odisea de estas características. Sabíamos que las cosas iban a ser difíciles pero que, con ilusión, podríamos sortear los obstáculos.

Y una vez decidido, ¿qué hay que hacer a continuación?

Nosotros nos lo tomamos con mucha calma y la decisión final llegó varios meses después, una vez estudiado todo en profundidad. Esta primera fase consistió en la siempre pesada tarea de estudiar el mercado, las posibilidades, echar cuentas? en definitiva, hacer un plan de empresa que demuestre que el negocio será rentable. Nosotros fuimos obsesivos con esta primera etapa a la que dedicamos 5 meses en cuerpo y alma, y a la que hemos seguido invirtiendo tiempo desde entonces. La idea era salir a buscar financiación, inversores y/o préstamos, por lo que esta fase era fundamental.

El plan de empresa, lo trabajamos en solitario dada la formación y la práctica que ya poseíamos, pero es conveniente acudir a centros como Barcelona Activa, entidad que certificó la viabilidad del proyecto y asesoró en los últimos flecos, para recibir apoyo y ayuda en la elaboración del plan.

En paralelo a la parte empresarial del proyecto, trabajamos en la elaboración del documento de diseño del primer juego. De igual manera que un plan de empresa es esencial para la creación de la misma, el documento de diseño es fundamental para la creación de un videojuego. Por suerte era un proyecto que venía de lejos y teníamos las ideas bastante claras.

Luego ya vino la búsqueda de colaboradores, los actuales miembros del equipo, que consolidaran el proyecto y dieran el paso del papel a la realidad.

Otro de los factores a los que dimos mayor importancia fue la detección de puntos débiles en el equipo para poder solventarlos con cursos de formación y afrontar los proyectos con mayores garantías. Curiosamente nos coincidió con la puesta en marcha de BCNPLAY, con una oferta de cursos muy especializados y variados que se adaptaban perfectamente a nuestras necesidades. Así que varios miembros del equipo se animaron y mejoraron en alguno de los campos propuestos. Este año toca repetir experiencia con nuevos cursos y compañeros.

¿Cómo se consigue la financiación?

Es algo extremadamente complejo y agotador. En España es difícil conseguir dinero para emprender, y si a esto le sumamos la situación financiera del país? Os lo podéis imaginar.

Nosotros abrimos varias vías en paralelo. La mejor manera de conseguir dinero sin los problemas asociados al resto de posibilidades es recurrir a las 3 ?f\': ?family, fools and friends?, es decir, pedir dinero a la familia, a los amigos y a cualquier incauto que te quiera dejar dinero. Esta es la forma más barata y, a priori, flexible de conseguir financiación.

A un nivel de complejidad mayor, por un lado movimos el plan de empresa por concursos de emprendedores, donde llegamos a ser finalistas en uno y ganadores en el premio Bancaja de Jóvenes Emprendedores. Otra de las formas fue acudir a entidades bancarias que ofrecen productos adaptados a emprendedores. La última vía fue la búsqueda de inversores, la menos fructífera de todas.

El proceso fue largo, pero al final tuvimos recompensa y estamos a punto de cerrar un préstamo muy interesante que nos dará la estabilidad necesaria para poder trabajar sin tanta presión como hasta ahora.

Hay otras formas de conseguir dinero como, las subvenciones, pero de momento no hemos podido aspirar a ninguna, aunque tenemos un par localizadas para cuando llegue el momento.

En resumen, conseguir dinero es difícil, pero con esfuerzo y llamando a muchas puertas acaba llegando.

A nivel de papeleo, problemas burocráticos? ¿qué os habéis encontrado?

Desde el principio tuvimos claro que la creación de la empresa y el posterior control contable, fiscal y laboral serían subcontratados. El coste es asumible y libera de muchísimo trabajo para poder dedicarle más tiempo a lo que de verdad da valor al negocio, la elaboración de los juegos.

Lo que pasa es que por aquellas circunstancias de la vida, hemos tenido mala suerte y un error burocrático ha alargado ostensiblemente el proceso de constitución de la empresa. Eso sí, hemos aprovechado este tiempo para pulir nuestro primer juego y así mejorar el nivel de producción.

Una vez todo solventado, ¿en qué situación os encontráis?

A parte de todo el rollazo de gestión y demás, tenemos la parte bonita del asunto que es el desarrollo de Planet Delta: A Journey to the Core , nuestro primer juego. Poco a poco hemos ido formando un grupito muy majo de grafistas, programadores, diseñadores y un músico, todos de un nivel excelente. En la actualidad Evolution Dreams Studio está formado por 6 personas más un colaborador externo, aunque a lo largo del proceso han colaborado 3 personas más.

Ahora mismo estamos ultimando los detalles para el lanzamiento de Planet Delta , a lo largo del mes de junio, y trabajando en la preproducción de diversos juegos más. También estamos estudiando formas de potenciar tanto nuestra web, con un programa de afiliados para colaborar en la venta de juegos de terceros, como nuestro blog, donde hemos venido contando nuestras aventuras y desventuras desde los inicios del proyecto.

¿Qué os ha supuesto realizar los cursos de la BCNPLAY y el máster en creación de videojuegos?

De los 6 miembros del equipo, 3 han cursado el máster de creación de videojuegos, incluido uno de los socios, lo que nos ha proporcionado una visión global del proceso de creación además de conocimientos sólidos de las distintas áreas. Creemos que cursar un máster de estas características es un buen punto de partida para quien quiera iniciarse en el mundillo y, además, conocemos unos cuantos profesionales que, gracias a haber realizado el master, dieron el salto a alguna empresa importante.

En cuanto a los cursos de BCNPLAY, como habíamos comentado anteriormente, es un recurso perfecto para iniciarse o profundizar en un tema concreto. En su primera edición, 3 miembros del equipo estuvieron en los cursos de XNA y Shaders. El primero era obligado porque teníamos y tenemos mucha confianza en esta plataforma. En la próxima edición estaremos en los cursos de Creatividad y Diseño, XNA avanzado y Creación de personajes avanzado. Con estos últimos, todo el equipo ya habrá profundizado en un tema de su ámbito y podremos afrontar con mayor agilidad los próximos proyectos.

¿Algún consejo para los futuros aventureros en la industria del videojuego?

Lo primero, decir que si la ilusión va unida al esfuerzo, se puede conseguir entrar en este mundillo. Es muy importante mantener la ilusión en todo momento y no desanimarse con los problemas que vayan surgiendo, siempre con las ideas claras y sabiendo a dónde se quiere llegar.

Otro consejo sería que es necesario un plan de empresa para hacer las cosas bien, y para esto hay dos opciones: formarte y pelearte con las peculiaridades de la creación de empresas, o buscar un socio con un perfil complementario, menos técnico y más ?empresarial? que pueda cubrir las posibles carencias y dar un punto de vista más pragmático.

Lo último, directamente relacionado con el primer punto: ser constante, currar mucho y disfrutar al máximo del camino hasta llegar a conseguir los objetivos marcados al inicio, y tener siempre en cuenta que es necesario ser flexibles porque las cosas dan muchas vueltas.

Y como nosotros hemos pasado ya por esto, nos ponemos a disposición de todos para aconsejar y ayudar en todo lo que necesiten y nos sea posible.

¡¡Muchas gracias por todo y ánimo valientes!!

Xavi Sánchez
CEO
Evolution Dreams Studio S.L.

.