4 casos de éxito de divulgación científica en formato audiovisual

comunicacion cientificaNo es fácil que la ciencia ocupe portadas de periódicos o abra los informativos de televisión. Con todo, el periodismo científico sigue siendo hoy esencial para la comprensión del mundo y para que la opinión pública pueda entender los enormes y continuos cambios que se producen en nuestras vidas a raíz de los avances científicos y tecnológicos. ¿Cómo puede la ciencia comunicar con éxito para las grandes audiencias? ¿Se puede trasladar la ciencia a la televisión sin banalizarla? Con el objetivo de responder a estas preguntas, el Máster en Comunicación Científica, Médica y Ambiental de la UPF Barcelona School of Management reunió en una misma mesa a cuatro granes comunicadores científicos que trabajan en la divulgación científica en formato audiovisual. Explicaron su caso particular y dieron algunas claves para el éxito.

Xavier Duran. Periodista especializado en temas de ciencia y medio ambiente en TV3, habló del programa El Medi Ambient, que se emitió en TV3 de forma ininterrumpida durante 22 años, entre 1992 y 2014. Emitía en hora de máxima audiencia entre el 'Telenotícies comarques' y el 'Telenotícies migdia'. Emitieron 4.500 programas. Duran explicó que el éxito del programa fue, en parte, su formato breve de 3 minutos que facilitó que todo el mundo, a pesar de no tener un gran interés en temas ambientales o científicos, lo mirara. Y también el hecho de ampliar el punto de mira y demostrar que todos los temas de actualidad pueden tener una mirada medioambiental. A modo de ejemplo habló de los conflictos en Oriente Medio y la gestión y control de los recursos hídricos.

Pere Estupinyà se describe como comunicador científico, escritor y speaker. Su curiosidad por la ciencia le llevó a formarse como bioquímico pero más tarde descubrió que lo que realmente le apasionaba era la mezcla de ciencia y comunicación. Empezó trabajando con Eduard Punset en Redes como guionista y editor científico. En 2007 ganó la beca Knight Science Journalism Fellowship en el MIT, donde nació su blog “Apuntes Científicos desde el MIT” para El País, y posteriormente el libro “El Ladrón de Cerebros”, hoy reconvertido en programa televisivo para La 2 “El Cazador de Cerebros’ que se emite los sábados por la tarde. Además de ser el director y presentador de El Cazador de Cerebros, Estupinyà colabora en diversos medios de comunicación como La Ser, El País o La Vanguardia; publica libros, realiza conferencias, etc. ‘Mi pasión por la ciencia y por la comunicación se ha convertido en mi vocación’, concluye.

Luis Quevedo cursó el Máster en comunicación científica, médica y ambiental y como antiguo alumno animó a los estudiantes a creer en su trabajo y en el interés que realmente tiene la ciencia genera en la sociedad. Quevedo trabajó en España con Eduard Punset en el programa REDES y formó parte del equipo creador del programa de divulgación científica Tres14 antes de producir el premiado documental En busca del primer europeo. En 2010 se trasladó a Nueva York donde creó el blog y podcast Science Friday en español para la National Public Radio y ahora dirige y presenta CST, un informativo global de ciencia y tecnología en español, que llega a millones de personas a través de NTN24. ‘La ciencia es un tema de interés a nivel internacional’.

José Luis Crespo. Es graduado en física y hace 4 años creó Quantum Fracture, conocido canal de Youtube especializado en vídeos de animación de divulgación científica. El fenómeno Youtube se ha convertido en una gran oportunidad para los divulgadores científicos que deben hacer que la información sea atractiva para un público joven. En este caso, José Luis Crespo optó por la animación como formato para la difusión. Animaciones cortas dedicadas a enseñar cómo de extraño es el Universo. Actualmente, su canal cuenta con alrededor de 230.000 suscriptores y 6 millones de visitas. Crespo, quien ha formado parte del personal de divulgación científica del Instituto de Física Teórica de UAM-CSIC y ha sido colaborador del programa de televisión “Órbita Laika”, se dedica hoy en exclusiva a la generación de contenido científico enfocado a Internet.

.